Huevos rellenos de mar - PaCOcina - Cocina para novatos y cocinillas. Cocina para principiantes. Recetas de cocina. Gastronomía

Vaya al Contenido

Huevos rellenos de mar

Huevos rellenos de mar
Ingredientes:Huevos rellenos de mar ingredientes
- 8 huevos.
- 300 gr. de gambas peladas y cocidas.
- 6 palitos de mar.
- Unas hojas de lechuga.
- Huevas de Lumpo (opcional).
- Sal.
- Vinagre.


Elaboración:
   Ponemos una cazuela con agua el fuego y añadimos un buen chorro de vinagre y un puñado de sal. Y ponemos a cocer los huevos por espacio de 12 minutos. Con el vinagre conseguimos que los huevos si se abren no se salgan y se pelen fácilmente, y con la sal que la yema nos salga en el centro del huevo.

Huevo cocido de dos yemas

Mientras cuecen los huevos picamos en juliana la lechuga, también picamos en trozos pequeños las gambas y los palitos de mar, mezclamos y reservamos. Como ya habrán cocido los huevos, los pelamos, y con un cuchillo siempre húmedo los cortamos por la mitad longitudinalmente. Separamos con cuidado la yema de los huevos y la incorporamos a nuestra mezcla que teniamos reservada desmenuzándola. Le ponemos mayonesa al gusto y mezclamos todo bien. También podemos poner salsa rosa (mezclar la mayonesa con un poco de ketchup y un poquitín de brandy). Cubrimos el hueco de los huevos, que ha quedado de retirar la yema, con nuestra mezcla de mar.

Huevos rellenos de mar

En una fuente ponemos la huevos rellenos, pero como suelen tender a moverse mucho y darse la vuelta, cortamos en juliana muy fina unas hojas de lechuga y las ponemos de cama, de esta manera no se mueven y quedan hacia arriba, y sirven de acompañamiento. Espolvoreamos los huevos con las huevas de lumpo u otras de nuestro gusto. Quedan muy bien también espolvoreados de pimentón si no tenemos huevas.
   La verdad, que cuando hice este plato para la página, las huevas habían sido devoradas por un duendecillo que hay en casa, como en muchas. Y entonces para darle ese punto de color reservé dos yemas cocidas que trituré con el tenedor y le añadí unas gotas de colorante azul, ya que negro no tenía y espolvoreé a los huevos, dándoles ese punto de vistosidad y cambio de color. En cocina, con un poco de imaginación conseguimos resultados muy buenos. No tengáis nunca miedo a experimentar. ¡Ah! curioso lo del huevo de dos yemas ¿Verdad?

Huevos rellenos de mar
¡BUEN PROVECHO!
sin comentarios
Regreso al contenido